como-afeitarse

¿Afeitado?

Este es un espacio pensado para todos y por eso no podemos dejar pasar un tema tan elemental en la vida de los hombres, afeitarse, que aunque parezca simple muchos hombres en el mundo sufren por no saber cómo hacerlo. 

¿Qué es el Afeitado?

El afeitado, también llamado rasuración, es la acción de cortar y quitar el vello deslizando una hoja/cuchilla o máquina por la piel con el propósito de eliminarlo (normalmente cuando se habla de vello se refiere a facial, aunque el concepto se ha extendido al vello de cualquier parte del cuerpo). Este es un acto practicado diariamente por millones de hombres en todo el planeta (principalmente en barba y bigote) y por mujeres (sobretodo en piernas y axilas).

Tipos de Afeitado

  • Afeitado en húmedo (Cuchilla)

Dentro de la clasificación de afeitado en húmedo podemos encontrar el considerado «afeitado clásico», el que antiguamente se practicaba en barberías con navajas, brocha y jabón y el «afeitado moderno» que actualmente realizamos en nuestras casas con máquinas multihoja o desechables combinadas con el uso de un gel o espuma que ayuda en el afeitado. La ventaja de este último método es que es muy fácil de usar y en pocos minutos podemos conseguir un buen afeitado. No obstante, sus repuestos son caros y la duración no es tan larga como la hoja de una navaja del afeitado clásico.  

  • Afeitado en seco (Maquinilla Eléctrica)

Este tipo de afeitado tiene una gran ventaja y es que no necesitamos humedecernos la cara antes de afeitarnos, ni ningún tipo de espuma de afeitar para realizarlo. Sólo requerimos de una afeitadora o maquinilla eléctrica (es un aparato eléctrico compuesto por un mango y un cabezal con cuchillas internas). Sin embargo, aún siendo una solución innovadora. Suele dejar un peor afeitado que el realizado en húmedo, y al igual que en las cuchillas u hojillas de afeitar hay que cambiarlas cada cierto tiempo.

Cómo conseguir el mejor afeitado – Paso a Paso

Más de 600 millones de hombres se afeitan diariamente en todo el mundo, pero ¿saben afeitarse correctamente?. Para conseguir el mejor afeitado de forma fácil y rápida les enseñaremos paso a paso cómo hacerlo.

Paso 1. Elección del tipo de afeitado

Sin ninguna duda, el método que mejor funciona es el afeitado en húmedo (con cuchillas / hojillas de afeitar) ya que con él conseguimos un afeitado óptimo y de mayor duración. Los pasos que mostraremos a continuación estarán basados en esta técnica.

Paso 2. Humedecernos la cara con agua caliente

Si podemos ducharnos previamente mejor, ya que el vapor del agua caliente ayudará a abrir los poros de la piel, lo que posibilitará un afeitado apurado y más cerrado. Si no podemos, sólo necesitamos usar agua caliente y humedecernos toda la cara durante unos 2-3 minutos y con esto conseguimos abrir los poros, eliminar las células muertas y suciedad de la piel.
 

Paso 3. Aplicarnos un Gel o Espuma para el Afeitado

Existen numerosos geles y espumas de afeitar en el mercado. ¿Por qué debemos usarlos?. La espuma o gel cumplen el papel de proteger nuestra piel ante el contacto directo de la cuchilla y levanta el vello facial para no irritar en la piel. Por ello, debemos ehcarnos en buena cantidad y aplicarla formando círculos en la cara. Deje que actúe durante 1 o 2 minutos antes de empezar con la hojilla.

Paso 4. ¡ Empecemos con el afeitado !

Primero revisemos la hoja de afeitar. Normalmente para saber si una hoja está en buen estado hay que fijarse en una especie de banda de color que está situada en la parte superior de la hojilla. Si está completamente blanca o ha perdido la mayor parte del color, cámbiala por otra porque no sólo puede causarte un corte,  irritación en la piel y un mal adeitado.

La mejor manera de afeitarnos es hacerlo en el mismo sentido del pelo y sólo lo haremos a contrapelo puntualmente cuando no consigamos retirar todo el vello.

¿Cómo sabemos cual es el sentido de nuestro vello facial? Sólo debes tocar tu cuero y cuello y si al pasar la mano en una dirección notas resistencia es que estás yendo a contrapelo, en cambio, si no notas resistencia estás yendo en el sentido correcto.

Para empezar, desliza la hoja con pasadas suaves y largas para evitar cortes, irritaciones y enrojecimientos. Estira tu piel en la zona que vayas a afeitar consiguiendo que la superficie sea más regular y por tanto el afeitado más cómodo. Cada cierto tiempo limpia la hojilla para que no se acumulen pelos que eviten una mejor pasada.

Les recomendamos que paséis primero la hojilla por las zonas laterales y cuello que son las más sencillas, dejando para el final la zona de la barbilla y alrededor de los labios. Estas zonas al llevar más tiempo con la espuma o gel hacen que el vello esté más suave por lo que nos ayudan a tratarla mejor. Para la zona del bigote estira o enrolla los labios para que la superficie quede más tersa y puedas conseguir un mejor afeitado.

Finalmente, revisa la zona debajo de la nariz, ya que suelen quedar algunos pelos que no vemos en la primera pasada, y retoca las patillas. Vigila que estén igualadas entre ellas comparándola con la altura de los lóbulos de las orejas.

Paso 5. Lávate la cara con agua fría y sécate con una toalla 

Cuando ya has terminado de afeitarte, lávate la cara hasta retirar la espuma restante y los pelos sueltos que hayan podido quedar. Procura que el agua esté más o menos fría para cerrar los poros y aliviar la piel. A continuación, sécate con una toalla de manera ligera y sin presionar, sobretodo si tienes acné o te has producido un poco de sangre. Usa un clinex, ya que esto evita  que restriegues el acné a otras zonas, limpias, y, en caso de sangre evita manchar una toalla.

Paso 6. Aplicación de Loción para Después del afeitado (AfterShave)

Especialmente recomendado para personas con pieles más sensibles (aunque lo recomendamos para todos) es el uso del aftershave. Éste calmará la piel y dejará un buen olor en nuestro rostro. Ojo, evitar aftershave con alcohol porque pueden irritarnos y sus resultados no son mejores que los sin alcohol. También existen aftershave de aloe vera específicos para personas con pieles sensibles. 

Fuente:http://www.comoafeitarse.com/

????

Beneficios de la fibra

Fibra

Es una sustancia que se encuentra en las plantas. La fibra vegetal, que es el tipo de fibra que se puede comer, se encuentra en las frutas, las verduras y los granos, y es una parte importante de una dieta saludable.

Funciones

La fibra vegetal le agrega volumen a la dieta y, dado que hace que usted se sienta lleno más rápidamente, puede ayudarle a controlar el peso. La fibra igualmente ayuda a la digestión y a prevenir el estreñimiento. Algunas veces, se utiliza para el tratamiento de diverticulosisdiabetes y cardiopatía.

Fuentes alimenticias

Hay dos tipos de fibra: soluble e insoluble.

La fibra soluble atrae agua y la convierte en gel durante la digestión, haciendo que el proceso digestivo sea lento. La fibra soluble se encuentra en el salvado de avena, la cebada, las nueces, las semillas, los fríjoles, las lentejas, las arvejas y algunas frutas y verduras. Se ha comprobado científicamente que este tipo de fibra reduce el colesterol, lo cual puede ayudar a prevenir una cardiopatía.

La fibra insoluble se encuentra en alimentos como el salvado de trigo, las verduras y los granos integrales. Este tipo de fibra parece acelerar el paso de los alimentos a través del estómago y de los intestinos, y le agrega volumen a las heces.

Efectos secundarios

El consumo de grandes cantidades de fibra en un corto período de tiempo puede producir gases intestinales (flatulencia), distensión y cólicos abdominales. Este problema con frecuencia desaparece una vez que las bacterias naturales del aparato digestivo se acostumbran al aumento de la fibra en la dieta. El hecho de agregarle fibra a la dieta en forma gradual, en lugar de toda a la vez, puede ayudar a reducir los gases o ladiarrea.

Demasiada fibra puede interferir con la absorción de minerales como el hierro, el zinc, el magnesio y el calcio. En la mayoría de los casos, esto no causa demasiada preocupación, debido a que los alimentos con alto contenido de fibra tienden a ser ricos en minerales.

Recomendaciones

El ciudadano estadounidense promedio ingiere actualmente de 10 a 15 gramos de fibra por día. La recomendación para los niños mayores, adolescentes y adultos es comer de 20 a 35 gramos de fibra al día. Los niños menores no pueden ingerir las calorías suficientes para alcanzar esta cantidad, pero es una buena idea introducir granos integrales, frutas frescas y otros alimentos ricos en fibra.

Para garantizar que se ingiera fibra suficiente, consuma una variedad de alimentos, como:

  • Cereales
  • Fríjoles y arvejas secas
  • Frutas
  • Verduras
  • Granos integrales

Agregue fibra gradualmente en un período de unas cuantas semanas para evitar la molestia abdominal. El agua ayuda al paso de la fibra a través del aparato digestivo. Tome mucho líquido (aproximadamente ocho vasos de agua o líquidos no calóricos al día).

Quitar la cáscara de frutas y verduras reduce la cantidad de fibra que usted obtiene del alimento. Los alimentos ricos en fibra ofrecen beneficios saludables cuando se comen crudos o cocidos.

fuente: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/002470.htm

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

CTRICO~1

Vitamina C

Es una vitamina hidrosoluble necesaria para el crecimiento y desarrollo normales.

Las vitaminas hidrosolubles se disuelven en agua. Las cantidades sobrantes de la vitamina salen del cuerpo a través de la orina; eso quiere decir que la persona necesita un suministro continuo de tales vitaminas en la dieta.

Funciones

La vitamina C se necesita para el crecimiento y reparación de tejidos en todas las partes del cuerpo. Se utiliza para:

  • Formar una proteína importante utilizada para producir la piel, los tendones, los ligamentos y los vasos sanguíneos.
  • Sanar heridas y formar tejido cicatricial.
  • Reparar y mantener el cartílago, los huesos y los dientes.

La vitamina C es uno de muchos antioxidantes, los cuales son nutrientes que bloquean parte del daño causado por los radicales libres.

  • Los radicales libres se producen cuando el cuerpo descompone el alimento o cuando usted está expuesto al humo del tabaco o a la radiación.
  • La acumulación de radicales libres con el tiempo es ampliamente responsable del proceso de envejecimiento.
  • Los radicales libres pueden jugar un papel en el cáncer, la cardiopatía y trastornos como la artritis.
  • Los antioxidantes también ayudan a reducir el daño corporal causado por los químicos y contaminantes tóxicos como el humo del cigarrillo.

El cuerpo no puede producir la vitamina C por sí solo, ni tampoco la almacena. Por lo tanto, es importante incluir muchos alimentos que contengan esta vitamina en la dieta diaria.

Durante muchos años, la vitamina C ha sido un remedio popular para el resfriado común.

  • La investigación muestra que, para la mayoría de las personas, los suplementos de vitamina C o los alimentos ricos en dicha vitamina no reducen el riesgo de contraer el resfriado común.
  • Sin embargo, las personas que toman suplementos de vitamina C regularmente podrían tener resfriados ligeramente más cortos o síntomas algo más leves.
  • Tomar un suplemento de vitamina C después de que empiece un resfriado no parece servir.

Fuentes alimenticias

Todas las frutas y verduras contienen alguna cantidad de vitamina C.

Las frutas que tienen las mayores fuentes de vitamina C son, entre otros:

  • Melón cantalupo
  • Frutas y jugos de cítricos
  • Kiwi
  • Mango
  • Papaya
  • Piña
  • Fresas, frambuesas, moras y arándanos
  • Sandía o melón

Los vegetales que son las mayores fuentes de vitamina C abarcan:

  • Brócoli, coles de Bruselas, coliflor
  • Pimientos rojos y verdes
  • Espinaca, repollo, nabos verdes y otras verduras de hoja
  • Papa o patata blanca y la dulce (camote)
  • Tomates y su jugo
  • Cidrayote

Algunos cereales y otros alimentos vienen enriquecidos o fortificados con vitamina C. Enriquecidos significa que al alimento se le ha agregado una vitamina o mineral. Verifique las etiquetas del producto para ver cuánta vitamina C contiene.

Cocer los alimentos ricos en vitamina C o almacenarlos durante un periodo de tiempo largo puede reducir el contenido de dicha vitamina. Cocer en microondas o al vapor alimentos ricos en vitamina C puede reducir las pérdidas por la cocción. Las mejores fuentes alimentarias de vitamina C son las frutas y las verduras crudas o sin cocer.

Efectos secundarios

Los efectos secundarios serios a causa de demasiada vitamina C son muy infrecuentes porque el cuerpo no puede almacenar dicha vitamina. Sin embargo, no se recomiendan cantidades superiores a 2,000 mg/día, dado que tales dosis altas pueden llevar a malestar estomacal y diarrea.

Muy poca cantidad de vitamina C puede llevar a signos y síntomas de deficiencia, como:

  • Anemia.
  • Encías sangrantes.
  • Disminución de la capacidad para combatir infecciones.
  • Disminución de la tasa de cicatrización de heridas.
  • Resequedad y formación de mechones separados en el cabello.
  • Tendencia a la formación de hematomas.
  • Gingivitis (inflamación de las encías).
  • Sangrados nasales.
  • Posible aumento de peso debido al metabolismo lento.
  • Piel áspera, reseca y descamativa.
  • Dolor e inflamación de las articulaciones.
  • Debilitamiento del esmalte de los dientes.

Una forma grave de deficiencia de vitamina C se conoce como escorbuto, que afecta principalmente a adultos mayores y desnutridos.

Recomendaciones

La ración diaria recomendada en la dieta (RDR) para las vitaminas refleja qué tanta cantidad de cada vitamina deben obtener la mayoría de las personas cada día. La RDR para las vitaminas se puede usar como meta para cada persona.

La cantidad de cada vitamina que se necesita depende de su edad y sexo. Otros factores, como el embarazo y las enfermedades, son igualmente importantes.

La mejor forma de obtener los requerimientos diarios de las vitaminas esenciales, entre ellas la vitamina C, es consumiendo una dieta equilibrada que contenga una variedad de alimentos.

Ingestas de referencia en la dieta para la vitamina C:

Bebés:

  • 0 – 6 meses: 40* miligramos/día (mg/día)
  • 7 – 12 meses: 50* mg/día

*Ingesta adecuada (IA).

Niños:

  • 1 – 3 años: 15 mg/día
  • 4 – 8 años: 25 mg/día
  • 9 – 13 años: 45 mg/día

Adolescentes:

  • Niñas de 14 a 18 años: 65 mg/día
  • Adolescentes embarazadas: 80 mg/día
  • Adolescentes lactantes: 115 mg/día
  • Niños de 14 a 18 años: 75 mg/día

Adultos:

  • Hombres de 19 años o más: 90 mg/día
  • Mujeres de 19 años o más: 75 mg/día
  • Mujeres embarazadas: 85 mg/día
  • Mujeres lactantes: 120 mg/día

Los fumadores activos o pasivos a cualquier edad deben incrementar su cantidad diaria de vitamina C a 35 mg adicionales.

Las mujeres que estén en embarazo o amamantando y las que fuman necesitan cantidades mayores de vitamina C. Pregúntele al médico cuál es la mejor cantidad para usted.

Nombres alternativos

Ácido ascórbico; Ácido deshidroascórbico

Fuente: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/002404.htm

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

Alimentos que afectan nuestra piel

No es ningún misterio que todo lo que entra tiene que salir, especialmente cuando hablamos sobre nuestro cuerpo. Y eso no sólo incluye lo relacionado con la salud y el peso, también con la calidad de nuestra piel.

Ya que la piel es el órgano más grande que tenemos es importante que lo cuidemos. Jabón, protector solar y cremas hidratantes son un gran comienzo, pero necesitas agregar una dieta sana y balanceada. Hoy te invitamos a conocer los peores alimentos para tu piel. Evítalos y te darás cuenta que tu piel lucirá mucho más luminosa, sana, joven y hermosa.

Azúcar refinada

Aunque hay muchas personas que de verdad aman lo dulce, el azúcar es una de las peores comidas para tu piel y tu cuerpo. Cuando consumimos mucha nuestra piel termina sin brillo y envejece más rápido, lo que provoca arrugas más pronto.

El azúcar daña el colágeno y afecta la producción de elastina, que es lo que permite que tu piel luzca joven. Por lo general, mucha azúcar debilita tu sistema inmune lo que causa que tu cuerpo tenga problemas para combatir las bacterias. Por lo tanto, más bacterias significa más toxinas y peor piel.

Para aliviar el antojo de algo dulce, elige el azúcar natural que encuentras en la fruta.

 azucar help

Comida procesada

Aunque estén etiquetadas como bajas en calorías, los alimentos procesados no le hacen ningún favor a tu piel.

Además la comida procesada está llena de azúcar y sodio para darle más sabor, dos cosas que definitivamente no queremos en nuestra dieta. Así que elige snacks con alimentos naturales y frescos en vez de aquellos que son procesados.

enlatados

Sal

Hay que reconocer que muchos de nosotras consumimos demasiada sal en nuestro día a día; es un hábito terrible para nuestra salud. Nuestro cuerpo retiene líquidos y nos hinchamos, lo que nunca es bonito. Si les ha pasado seguro me entenderán.

 sal kosher

Colorantes y saborizantes artificiales

Los saborizantes artificiales no tienen ningún valor nutricional y pueden irritar todo tu cuerpo, especialmente si eres alérgica a algo. Estos alimentos crean inflación y reacciones de histamina, lo que sólo exagera cualquier problema que tengamos en la piel.

paleta alimentos(1)
Además, nuestro cuerpo almacena estos químicos así que se quedarán más tiempo que aquellos alimentos naturales. Sí son deliciosos, sí nos hacen mejor el día…pero son terribles para nuestra salud, evítalos.

Fuente: http://www.actitudfem.com/belleza/articulo/comida-que-afecta-tu-piel

 

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

 

dieta rápida

Consecuencias de perder peso de forma rápida

Cuando nos sorprendemos con algo de sobrepeso, entramos en pánico y queremos bajarlo pronto, sobre todo si nos dicen que eso ayudará mucho al control de nuestra Diabetes. Pero perder mucho peso en poco tiempo puede traer consecuencias a la salud.

El cuerpo tiene que adaptarse poco a poco a la pérdida de peso, de pues de esta manera no tendrás problemas con el rebote. Además, si se pierde peso muy rápido, probablemente la dieta que se está siguiendo sea muy severa, y una vez que se alcance el peso deseado y se vuelva a comer normalmente, la ganancia de peso será igual de rápida.

Los principales problemas de perder mucho peso en poco tiempo son la deshidratación, la sensación de fatiga crónica y la mayor probabilidad de sufrir una lesión.

Pérdida de agua

Muchas dietas milagro se basan en la pérdida de líquidos o deshidratación para hacerte creer que estás bajando de peso. El problema es que una vez que dejas la dieta, el agua se recupera y vuelves a tener el mismo peso de antes.

Las dietas que mayor deshidratación causan son aquellas con una gran carga de proteínas como la muy famosa dieta Atkins y las dietas muy bajas en calorías. Estas pérdidas notables de agua en el organismos tienen consecuencias a nivel cardiovascular y renal pues la sangre es en su mayor parte agua y si hay deshidratación la sangre se espesa y hay problemas en su circulación: la tensión arterial se altera y comienzan los problemas para regular la temperatura corporal. Por supuesto este tipo de dietas no son adecuadas para un persona con Diabetes, primero porque pocas calorías causaran un desplome en tus niveles de glucosa, lo que puede traer serias consecuencias, y segundo porque un exceso de proteínas puede dañar tus riñones y sabemos que es uno de los órganos que más se deben cuidar cuando se tiene Diabetes.

Una pérdida del 2-4% del peso por deshidratación, hablamos de unos 2-3 kilos en una persona media de 70 kilos, supone una bajada de rendimiento importante en las funciones básicas, lo que nos lleva al siguiente apartado: la fatiga crónica o esa sensación de que el cuerpo pesa y estamos constantemente cansados.

Cansancio crónico

Este es uno de los primeros síntomas que nos alertan cuando estamos haciendo mal una dieta. Si el organismo se siente fatigado de manera constante quiere decir que estamos restringiendo demasiado los nutrientes, el y las actividades normales del organismo comienzan a necesitar cada vez más energía. Una forma de decirlo es por el cansancio.

Ahora bien, en una persona con Diabetes, el cansancio crónico indica un mal control de los niveles de glucosa. Cuando el cuerpo no puede aprovechar la glucosa y ésta se queda en la sangre, los órganos no tienen energía suficiente para realizar sus funciones, por lo que te sientes cansado todo el tiempo.

Si ahora estás en una dieta y te sientes cansado, una buena forma de averiguar las causas es medir tu glucosa. Si esta alta, tu cuerpo no la está aprovechando y si está muy baja ¡cuidado! Tu dieta no te está dando lo suficiente.

Consecuencias de bajar de peso rápidamente

Una pérdida drástica de peso provoca una pérdida de músculo, que en gran parte es el protector de huesos y articulaciones. Si nuestros músculos están más débiles y seguimos haciendo deporte con igual intensidad las lesiones no tardarán en aparecer.

Los huesos también pueden volverse más débiles debido a la falta de nutrientes, aumentando las probabilidades de sufrir una fractura cuando hacemos deporte o incluso en labores tan simples y cotidianas como caminar.

Es importante que tomes en cuenta que bajar de peso es un proceso que se lleva tiempo, al igual que subiste de peso paulatinamente. No hay nada mejor para tener un peso saludable que mejorar tus hábitos alimenticios y hacer ejercicio.

Perder más de 10 kilos en un mes es algo que hace sufrir al cuerpo porque no es de manera progresiva, el cuerpo se ve sobrepasado por la situación y es cuando las cosas comienzan a fallar.

Se recomienda perder entre 1-2 kilos por semana máximo, que es como se produce una bajada gradual de peso que no requiere de una restricción tan brutal de calorías y al organismo le da tiempo a ir adaptándose al nuevo peso sin sufrir en exceso.

Te sugerimos que acudas al médico para que te ayude a realizar un plan alimenticio y un plan de ejercicios.

Fuente: http://www.diabetesbienestarysalud.com/rapida-perdida-de-peso-sus-consecuencias/

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

alimentos-buenos-nutritivos-y-baratos

Algunos alimentos contienen antioxidantes que protegen contra los radicales libres y por lo tanto contra el cáncer

Tu alimentación es el factor más determinante para reducir las probabilidades de desarrollar cáncer. Muchos estudios han encontrado que la gente con cáncer tiene bajas cantidades de antioxidantes. En las vitaminas, minerales y alimentos enteros existen antioxidantes que previenen o neutralizan los radicales libres, protegiendo a las células contra sus daños.

El Intenational Cancer Prevention Institute ha publicado el libro Ya puedes prevenir el cáncer, en el cual destaca que existen 14 elementos y alimentos que son grandes preventores del cáncer:

Vitaminas

Reducen el riesgo de cáncer de: boca, bronquios, cervix, colon, esófago, estómago, mama, ovario, piel, próstata y pulmón. 
Se encuentran principalmente en: frutas, cítricos, verduras, vegetales verdes, leguminosas, nueces, salvado y germen de trigo, lácteos, huevo, hígado y pescados azules o grasos.

Minerales

Reducen el riesgo de cáncer de: colon, esófago, estómago, hígado, mama, próstata y pulmón. 
Se encuentran principalmente en: frutos cítricos, vegetales verdes, ajo, cebolla, leguminosas, nueces, granos enteros, germen de trigo, soya, pescados, mariscos, aves, carnes bajas en grasa, lácteos, huevo e hígado.

Licopeno

Reduce el riesgo de cáncer de: pulmón, próstata, estómago, colon, recto, boca, piel, matriz, mama, esófago, faringe y páncreas. 
Se encuentra principalmente en: jitomate (entero, salsa, jugo), sandía, toronja, chabacano, guayaba y papaya. Para obtener su beneficio debes consumirlo diariamente.

Betacaroteno

Reduce el riesgo de cáncer de: pulmón, estómago, mama y útero. 
Se encuentra principalmente en: zanahoria, pimiento rojo, brócoli, espinaca, col, melón, chabacano, naranja, durazno, mandarina, haba, maíz y yema de huevo.

Sulforafano

Reduce el riesgo de cáncer de: colon, mama, estómago. 
Se encuentra principalmente en: brócoli, berro, col, coliflor, col de Bruselas, rábano, nabo.

Ácidos grasos Omega-3

Reducen el riesgo de cáncer de: mama, próstata, colon y piel.
Se encuentran principalmente en: pescados azules o grasos (atún, salmón, sardina, anguila, arenque, caballa, trucha, hipogloso y bacalao).

Soya

Reduce el riesgo de cáncer de: mama y próstata. 
Cómo actúa: Sustituye los alimentos comunes con alimentos de soya como frijol de soya, tofu, sopa de miso, leche de soya, polvo de proteína de soya y yogurt de soya.

Fibra

Reduce el riesgo de cáncer de: colon y mama. 
Se encuentra principalmente en: casi todas las frutas y verduras, granos enteros, salvado de trigo, leguminosas (habas, chícharos, lentejas, etc.).

Té verde

Reduce el riesgo de cáncer de: pulmón, estómago, boca, esófago, piel y próstata. 
Cómo actúa: Es un poderoso preventivo del cáncer porque contiene una gran cantidad de antioxidantes. Para obtener sus máximos beneficios es recomendable hervirlo por lo menos 5 minutos y tomar de 3 a 6 tazas diarias de té verde.

Vino tinto

Reduce el riesgo de cáncer de: piel, mama y tiroides. 
Cómo actúa: Es muy saludable pero en cantidades moderadas (de una a dos copas por día), pues el exceso en el consumo de alcohol en general aumenta el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer.

Frutos silvestres

Reducen el riesgo de cáncer de: pulmón, piel, próstata, esófago e hígado. 
Cómo actúan: Es recomendable que una porción diaria de frutas sea de algún tipo de fruto silvestre (arándanos, frambuesas, fresas, zarzamoras).

Ajo y cebolla

Reducen el riesgo de cáncer de: estómago. 
Consume: ajos, cebollas, cebolletas, cebollinos y puerros.

Setas

Reducen el riesgo de cáncer de: órganos reproductivos. 
Cómo actúan: Las dos setas benéficas son el shiitake y el maitale, pues refuerzan el sistema inmunológico y disminuyen la producción de estrógeno en las mujeres.

Fuente: http://www.esmas.com/mujer/saludable/alimentacion/385401.html

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

frutos rojos

Los beneficios de los frutos rojos

Las frutas y verduras tienen determinadas propiedades nutricionales y beneficios para la salud según su color. Para mantener una alimentación equilibrada, lo recomendable es incluir en la dieta diaria al menos 5 porciones diarias de frutas y verduras de diferentes colores para satisfacer las necesidades nutricionales de vitaminas y minerales que requiere el organismo. Hoy en Sanar te mostramos cuales son los beneficios de los frutos rojos en particular para la salud.

Fresas

Contienen antioxidantes y vitamina C, más que muchos cítricos. Fortalecen el sistema inmunitario. Según un estudio publicado en la revista Circulation: Journal of the American Heart Association, el consumo de esta fruta reduce el riesgo de ataque cardíaco.

Manzanas

Según un estudio de la Universidad Cornnell, las manzanas son buenas para evitar el daño de las células del cerebro. Además otro estudio de la Universidad del Estado de Florida, demostró que contienen pectinas y polifenoles, reductores del colesterol LDL y protectores de cardiovasculares.

Sandía

Contiene un elevado porcentaje de vitamina C, buena para proteger el sistema inmunológico, reduce el riesgo de infecciones, fortalece los huesos, mejora  la piel y el tejido conectivo.

Grosella

Poseen un elevado contenido de vitaminas A, B y C. Ayudan a curar lesiones de la piel, eliminar el ácido úrico, fortalecen la sangre, tienen propiedades astringentes y diuréticas.

Arándanos

Según un estudio realizado por el químico Wallace H. Yokoyama y el Servicio de Investigación Agrícola (ARS), el consumo de arándanos reduce los niveles de colesterol en sangre. Y de acuerdo a un publicado en la revista Circulation, poseen elevados niveles de flavonoides, que contribuyen en la prevención de enfermedades cardíacas.

Tomate

Contiene vitaminas A, C y E., antioxidantes y una sustancia llamada licopeno que protege contra el cáncer de próstata y pulmón.

Cereza

De acuerdo con un estudio del químico Darshan S. Kelley del Servicio de Investigación Agrícola (ARS), las cerezas podrían contribuir en la lucha contra el cáncer y las enfermedades cardíacas.

Frambuesas

Poseen vitaminas C y E, antioxidantes fundamentales ara el sistema inmune.

Moras

Contienen fibra, proteínas, vitaminas A y C, además de minerales como el fósforo, calcio y carbohidratos. Según un estudio de Investigadores financiados por el Servicio de Investigación Agrícola (ARS), la mora azul ayuda a recuperar la memoria a corto plazo.

Remolacha

Contiene potasio y contribuye a contrarrestar los efectos negativos del sodio en la presión arterial. Además de favorecer la comunicación de los nervios y músculos.

Fuente: http://www.sanar.org/frutas/bondades-para-la-salud-de-frutos-rojos

[vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column]

Una-dieta-saludable-y-bien-balanceada-te-asegura-una-buena-nutrición-y-buena-salud…

La alimentación puede ser una clave para ser feliz

Algunas sustancias y nutrientes son capaces de actuar y mejorar el estado de humor, con esto usted puede decir adiós a la ansiedad y al estrés. Esto es debido a que algunos alimentos contienen nutrientes capaces de modular las sustancias que participan en la producción de las hormonas del  bienestar como la serotonina, la dopamina y noradrenalina. El intestino es otro protagonista en este asunto, ya que es el órgano responsable de aproximadamente el 90% de la producción de serotonina y ahí es donde los nutrientes son absorbidos. Si no está funcionando bien, puede haber deficiencias de zinc, selenio, magnesio, calcio, fibras solubles y el desequilibrio de la flora intestinal, contribuyendo aún más al malhumor.

Otra que tiene un rol  súper importante es la insulina, pues que favorece  a la captación de triptófano (un aminoácido precursor de la serotonina) por las neuronas. Por lo tanto, es esencial prestar atención también a la calidad de los carbohidratos consumidos.  Los refinados como el azúcar y la harina blanca causan un rápido incremento en la concentración de glucosa en la sangre y la alta liberación de insulina con una caída brusca poco después.

Cuando hay  ingestión de carbohidratos  complejos, ocurre la liberación gradual de la insulina  por lo tanto aumenta la disponibilidad y la captación de triptófano en la corriente sanguínea, contribuyendo a mejorar el estado de ánimo. Y no se olvide de comer cada tres horas, porque quedarse mucho tiempo sin comer reduce los niveles de glucosa en la sangre y afecta negativamente el humor.

Acierte en el menú

Conoce algunos alimentos y sustancias que te ayudaran a sentirte bien con la vida. 
•    Theanine, del té verde: ayuda a disminuir el estrés;
•    La fosfatidilserina está presente en los pescados, las verduras de hoja verde oscuro, la soja y el arroz: una sustancia esencial para el buen funcionamiento de las células neuronales;
•    Palta y semillas oleaginosas: además de ser una fuente de omega 3, poseen una sustancia que ayuda a regular los niveles de cortisol (hormona del estrés);
•    Vitamina C: un potente antioxidante con efectos incluso en la modulación del cortisol;
•    Leche y derivados:  productos a base de soja, avena, pescados y mariscos, aves, carnes magras, alimentos integrales (granos, galletitas y pastas);
•     Ácido fólico: estimula la liberación de serotonina y puede ser encontrado en carnes, las verduras de hoja verde oscuro, frijoles, guisantes/judías y lentejas, naranjas y huevos;
•    Selenio, nutriente óptimo para el cerebro: presente en las castañas de Brasil, mariscos, aves, carnes rojas, avena, arroz integral, hongos, las avellanas y las almendras.
•    Para una adecuada producción de las “hormonas de la felicidad” y para una mejor tolerancia al estrés es necesario tener una alimentación equilibrada, saludable y realizar  actividad física, evitando exceso de azúcar, carbohidratos refinados, grasas trans y saturadas.

Fuente: http://www.masquebelleza.com.co/Secciones/Salud-y-Belleza/El-buen-humor-puede-estar-en-lo-que-come.aspx

[vc_row][vc_column width=»1/2″][vc_row_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_tweetmeme type=»horizontal»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_googleplus type=»medium»][/vc_column_inner][vc_column_inner width=»1/3″][vc_pinterest][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=»1/2″][/vc_column][/vc_row]